lunes, 20 de noviembre de 2017  

 Electricidad

Electricidad: garantizar la autonomía en el suministro

Vector de desarrollo económico y social, la electrificación se ha convertido, hoy en día, una realidad en las provincias saharianas. Si en 1975, la mayoría de las ciudades y los pueblos no estaban electrificados, en la actualidad  están, en su inmensa mayoría, dotados de centrales y de redes de distribución. Los esfuerzos de los poderes públicos se articularon en torno a grandes dos ejes: Incrementar las capacidades de producción y al mismo tiempo crear nuevas redes de distribución. El objetivo final consiste en que la región y los diferentes centros urbanos dispongan de suficiente autonomía materia de suministro eléctrico. De este modo, se ha procedido a la construcción  nuevas centrales en los principales núcleos urbanos y al mismo tiempo se ha reforzado la capacidad de las existentes.

En la actualidad, Laâyoune se alimenta por medio de la central térmica de Phos Boucraa (76 MW) que ya existía en 1975. Smara que durante mucho tiempo sufría de falta de electricidad, ya que los tres grupos existentes (450 kVA) garantizaban esencialmente la alimentación de los cuarteles militares, cuenta hoy en día con una nueva central de cuatro unidades (1800 kVA). En Dakhla, todos los equipos heredados de la colonización, estaban fuera de uso; pero en la actualidad, la ciudad se aprovisiona por medio una central equipada con 5 grupos eléctricos que producen 3860 kVA. Para hacer frente a las crecientes necesidades de la ciudad, se ha procedido a la construcción de  una nueva central. Ningún equipo de producción existía en Boujdour la cual, a  su vez, ha sido dotada, desde entonces, con una unidad formada por tres grupos electrógenos, (750 kVA). El resultado de estos esfuerzos de equipamiento se traduce en un rápido crecimiento de las ventas de electricidad, que han pasado de dos millones de kWh en 1975, a más de doce millones en 1985. En previsión de un subida muy grande de las demandas, se ha optado por un proyecto de construcción de una central diesel en Laâyoune. Esta central estará equipada con tres grupos de 7 a 10 MW. La producción prevista será de 60 millones de kWh, lo que supondrá un consumo de 10.000 toneladas de fuel al año y 20 m³ de agua diarios.

La distribución

Con el propósito de garantizar la electrificación de los nuevos barrios residenciales, la conexión de los hospitales, de los zocos, de los estadios y de los establecimientos escolares con la red,  así como la alimentación eléctrica de los centros de radio televisión, de las estaciones de bombeo de agua potable, se ha procedido a la realización de numerosas obras de acondicionamiento.


Las vetustas redes de distribución fueron totalmente reparadas. Las líneas existentes han sido reforzadas y toda la red ha sido sobradamente ampliada. En Laâyoune, veinticinco kilómetros de líneas de media tensión y treinta y ocho kilómetros de líneas de baja tensión han sido instalados. La red de alumbrado público de la ciudad cubre por su parte veintidós kilómetros. Catorce puestos de distribución han sido renovados mientras que otros diecisiete han sido construidos en la ciudad.

De esta manera, el número de abonados ha sufrido un incremento muy rápido, triplicándose en Laâyoune y Dakhla y quintuplicándose en Smara. Además, se ha desplegado un esfuerzo muy grande en materia de electrificación del mundo rural. Así, varios grupos electrógenos han sido instalados en Gueltat Zemmour, Daoura, Dchira, Hagounia, Laâyoune Port, Lamseid, Amgala, Bir Lahlou, Haouza y Tifariti.

 

Infraestructuras eléctricas (Longitud de líneas MT/BT):


    

1. ¿Qué opina sobre el proyecto de autonomía del Sahara Occidental propuesta por el Reino de Marruecos?


Votar  Consultar los resultados
 
 

 
Inicio   |  Historia del Sahara  |  Geografía  |  Patrimonio hassani  |  Asuntos sociales  |  Economía  |  Infraestructuras Instituciones  |  Contacto
 
  Copyright © CORCAS 2017 - Todos los derechos reservados